Equipo Biobatch durante la desinfección de Sant Boi del Llobregat